Las boludeces de siempre...

Se me van al carajo en momentos como este.
Como puse en el FB, siento que se me murió un amigo.
No voy a mentir que estoy llorando mientras escribo, pero sí quiero contar un poco como para desahogar y que se entienda.
A los 16 años conocí en un show en vivo en el velódromo de BsAs a Luis Alberto Spinetta y a un par de sus hijitos que subieron al escenario a hacer El Mono Tremendo. Terminó con una lluvia tremenda. Fui con amigos que tenían sus novias y en determinado momento me acerqué al escenario solo y me senté como los demás en la pista para escuchar...
El siguiente paso fue comprar el cassette de Tester de Violencia. Conseguir música en esa época no era barato. Había que elegir bien.
Con el tiempo y gracias a la aparición del CD conseguí versiones remasterizadas de sus discos. Don Lucero lo tengo en vinilo. Y el resto en mp3.
A los 17 hice mi 5to año de secundario en la Escuela Nacional de Música Juan Pedro Esnaola, y descubrí con placer como los músicos admiraban toda la obra de LAS.
Otra vez lo fui a ver con mi actual esposa en la explanada de la facultad de derecho. Era la época en la que estaba garchandose a la Peleritti. (que divina). Me acuerdo de mi jermu refiriéndose al flaco como "el pelotudo ese" cuando vio la tapa de GENTE adonde aparecían los dos y el tenia un cartel que decía "LEAN LIBROS". Tuve que explicarle...
En fin, lo seguí y esperé como lo hice siempre con mis amigos de verdad. Nunca un reproche, cada encuentro después de años como si nos hubiéramos visto ayer... Ponerse al corriente y a seguir que la vida es esto que esta pasando ahora...
Del flaco aprendí todo eso, y a tener una perspectiva para la familia y los hijos. Entendí que si estas dentro del sistema del modo que a ellos les conviene es porque no hiciste un esfuerzo para vivir del modo que a vos te parece... Siempre admiré su autodeterminación y su celo para con sus creaciones. Conservar los derechos de sus obras es algo que toda su familia le va a agradecer siempre. En el actual modelo de negocio musical los músicos ceden los derechos de sus creaciones a las discográficas y solo cobran un "sueldo" por las actuaciones en vivo...
Por suerte algo esta cambiando gracias a Internet.
Algún día todos vamos a entender de que se trata aunque ya no recordemos a este estandarte del rock nacional.
Un tipo sensible que laburaba de músico.
Un obrero del rock.

Entradas más populares de este blog

La forma "correcta" de usar auriculares de oido?

Bitácora de viaje

Objetos de diseño argentino